Dejar respuesta

Please enter your comment!
Please enter your name here

La sociología de las generaciones defiende que los seres humanos de una misma generación comparten muchas características a parte de la época en la que nacieron. Los “millennials” o generación del milenio, la forman los nacidos entre las décadas de los 80 y los 90.
En lo referente a la forma en que compran difieren bastante de otras generaciones. Estas peculiaridades se trasladan también en la compra de joyas.

Personalización y Exclusividad:

Esta generación da especial importancia a la personalización. Prefieren marcas que les otorguen cierto estatus y estilo de vida. En sus decisiones a la hora de elegir una joya, siempre está presente la necesidad de diferenciarse del resto y destacar. Por ello la preferencia por joyas vintage y sin marca es una tendencia que va en aumento año tras año.

Adiós diamantes, Hola! piedras preciosas y semipreciosas.

Siguiendo con la tendencia a la diferenciación, las parejas millennials prefieren huir de los modelos clásicos de anillos de compromiso y apostar por modelos con preciosas semipreciosas e incluso por piedras preciosas con propiedades simbólicas o curativas (como el cuarzo rosa, que se conoce como la piedra del amor, o el granate, la piedra de la salud y la creatividad), se trata de una tendencia cada vez más común.

Sostenibilidad y joyas de segunda mano.

Los millennials son conscientes de que pueden obtener más por su dinero con las joyas de segunda mano. Además, un mayor compromiso con las sostenibilidad ha motivado un cambio de actitud hacia la compra de joyas de segunda mano.

Los millennials valoran muy positivamente que las marcas actúen de manera sostenible. La joyería de lujo ya es un sector sostenible por su naturaleza dado que una joya de calidad tiene una duración indeterminadamente extensa y puede ser heredada de generación en generación.

Funcionalidad.

Sin duda alguna, lo que la mayor parte de esta generación busca. Quieren joyas combinables que puedan utilizar a diario sin ningún tipo de preocupación, joyas que no sólo sirvan para ocasiones especiales, sino que sean más sencillas que puedan llevar a diario acorde con el estilo que tenga cada uno.


A la última tendencia.

Que duda cabe que hacen uso de las RRSS lo que les permite seguir a sus influencers y marcas favoritas. Por ello, están al día de las nuevas tendencias e invierten tiempo en encontrar artículos parecidos a los que muestran celebrities e influencers.


Menos es más

Los millennials tienden a no comprar joyas con tanta frecuencia pero cuando las eligen, esperan mucho de ellas y es un público exigente.

Como vemos, todo parece indicar que la relación entre las joyas -en especial joyas de segunda mano y joyas vintage- y los millennials es una relación de largo recorrido que favorece el ya iniciado cambio de paradigma con respecto a las joyas de segunda mano.

*Algunas de las conclusiones sobre millennials y compra de joyas han sido extraídas de este estudio MILLENNIALS EN EL LUJO.

Nuevos consumidores joyas de lujo: Millennials